Leyendo otra vez

Hace menos de un mes “compre” un libro. Lo dijo entre comillas porque no fue una compra, sino que fue un canje; hay una librería en vaquilandia que te da puntos por cada compra y con esos puntos luego puedes cambiarlos por libros (que no acumulan puntos ).

Cuando leí de que trataba el libro me llamo la atención inmediatamente, trata sobre un escritor y sobre la inspiración de él; me gusta mucho el tema porque le dan a uno mucho de que pensar. El autor de libro es Stephen King, más allá de sus obras mas conocidas, hay una que me gusto mucho “Ventana secreta, jardín secreto” que también trata de un escritor, “la mitad siniestra” también lo hace; estas tres novelas abordan el mismo tema pero de manera diferente.

En este titulo, “La historia de Lisey” lo que mas me llamo la atención en estas 200 paginas que leí, no fue el… “personaje principal” (El personaje principal, Scott, esta muerto cuando comienza el libro) sino la esposa, Lisey… y no la relación Lisey Scott, sino la relación familiar de Lisey.

¿WTF? Si, me dejo pensando un personaje secundario y mas precisamente, sus pequeñas relaciones con la familia. Leer es bueno.

Lisey tiene mas de 50 años, tiene 3 hermanas mas, es la menor de todas, y esta viuda. Lisey tiene algo con lo que me siento muy identificado, es una persona practica, resuelve problemas; aparte de ser la menor de todos los hermanos.

Manda es la chiflada de todas, Darla es la moralista correcta y Jodi casi ni aparece. Darla y Manda se llevan mal, mientras que Manda y Lisey son muy compañeras.

A medida que van sucediendo los hechos, se van mezclando cosas del pasado y es muy interesante como algunas relaciones entre las hermanas no cambia con el paso del tiempo.

En un momento Manda se automutila, Darla va a ayudarla pero se queda sorprendida y no hace mucho al respecto, a las horas llama a Lisey, cuando llega Lisey, comienza a evaluar la situación y logra resolverla bastante.

Lo curioso también es como la familia puede aislar todo tu exterior, volver atrás en el tiempo y tratarte de la misma manera como antaño. A lo que voy, es que no importa que seas Presidente de un país, cuando estés comiendo un asado el domingo en tu casa con tu familia, te volverán a humillar como siempre lo hacían.

La familia y las relaciones familiares por lo general suelen apestar, creo que la única relación importante es con la persona que uno elige para pasar la vida. La familia… no la eliges, te toca, lo único que puedes hacer es tratar de convivir con ello y no quejarte, podría ser peor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *